Perder barriga es uno de los objetivos más deseados entre las mujeres. Y cuando digo perder barriga me refiero no solo a las barrigas grandes, sino también a esa pequeña grasita que se acumula en el abdomen.

Seguro que te suena alguno de estos puntos…

  • Eres una chica delgada pero tu barriga no te gusta. Has bajado de peso y ya te sientes bien con tu peso actual, sin embargo no consigues perder barriga.
  • No sabes que hacer, quizás lo que tu quieres no tiene solución y simplemente tendrías que conformarte con ello.
  • La gente no te entiende, estás súper delgada y a los ojos de los demás estás perfecta, te dicen que no adelgaces más, pero tú no estás a gusto.
  • Seguramente has buscado en internet alguna solución, y habrás encontrado varios tipos de ejercicios abdominales que te pueden ir bien para conseguirlo. O quizás en algún blog habrás leído que hay suplementos que te ayudan como la L-carnitina, té verde, piperina….

Pero hoy escribo este artículo para que sepas la verdad.

Para que te hagas consciente de qué es lo que te falta y que sin ello jamás tendrás un abdomen limpio de grasa.

Iré poco a poco para que no te escandalices y cierres mi blog de golpe, porque sé que quizás no te va gustar lo que te voy a decir.

Pero tendrás que leer hasta el final para que por fin entiendas cómo puedes hacer desaparecer esa grasita abdominal.

COMPOSICIÓN CORPORAL

Lo más importante que debes de saber es que es un tema de composición corporal y no de cuántos kilos peses.

El cuerpo humano está formado por 4 tipos de tejidos básicos: epitelial, conectivo, muscular y nervioso.

De estos cuatro nos vamos a quedar con dos, que son los que nos interesan, el conectivo y el muscular.

 

Dentro del tejido conectivo y muscular (entre otros) tenemos el tejido adiposo o grasa y el tejido muscular o músculo.

La composición corporal es el balance entre la cantidad de grasa y músculo que tienes.

Tu objetivo siempre tiene que ser mejorar tu composición corporal que será lo que visualmente haga que te veas mejor.

3 COSAS QUE NO TE AYUDARÁN A PERDER BARRIGA Y REDUCIR AL MÁXIMO TU GRASA ABDOMINAL

Pero primero voy a decirte que 3 cosas NO TE AYUDARÁN a reducir tu grasa abdominal.

HACER ABDOMINALES

Oh my good! No hay dos días seguidos en el gym que me libre del típico comentario: Cris hoy hacemos abdominales que mira que tengo que perder barriga.

Tenemos que hacer una diferencia, los abdominales o la tableta de toda la vida es el músculo (tejido muscular) que se encuentra debajo de la barriga o los michelines (tejido adiposo).

Cuando haces abdominales estás estimulando el músculo del abdomen, estás haciendo que la tableta se haga más fuerte y grande, pero EN NINGÚN CASO estás quemando grasa de la barriga.

No podemos elegir en que zona corporal queremos perder grasa.

Te imaginas llegar al gimnasio y decirle a tu cuerpo: ¡¡vamos equipo, hoy vamos a reducir la grasa de las cartucheras!!

La pérdida de grasa es un proceso general, se pierde grasa de todo el cuerpo (hasta de manos y pies) y lamentablemente la grasa localizada es la que más tarda en perderse.

Y por más que desarrolles tus abdominales mientras tengas una capa de grasa cubriéndolos nunca te los verás.

HACER CARDIO LOCAMENTE

Como lo que quieres es perder grasa y a ti te han dicho que el cardio quema muchas calorías, sales a correr, en bici o haces actividades dirigidas que te dejan chorrenado.

El cardio simplemente es un accesorio. Es verdad que, si haces cardio y te mueves quemas más calorías, pero para perder grasa tienes que quemar más calorías de las que ingieres y sin una dieta adecuada no lo vas a conseguir.

Por lo tanto, si llevas una dieta enfocada a la pérdida de grasa y haces cardio ambas cosas te van a beneficiar.

Pero si comes más de lo que necesitas y haces cardio, COMO MUCHO el cardio te ayudará a mantenerte en el mismo peso.

NO TENER UNA NUTRICIÓN BALANCEADA Y HACER DEMASIADOS “CHEAT MEALS”

Si tu objetivo es perder barriga la alimentación es un factor fundamentalPues para que tu grasa disminuya tiene que hacerlo tu peso corporal también.

Para esto, tienes que crear un déficit de energía, esto es:

SUBIR DE PESOGastar menos energía de la que ingieroDIETA HIPERCALÓRICA
MANTENIMIENTOGastar la misma energía que ingieroDIETA NORMOCALÓRICA
BAJAR DE PESOGastar más energía de la que ingieroDIETA HIPOCALÓRICA

Para llevar a cabo una dieta hipocalórica tienes que gastar más energía de la que consumes y este déficit será lo que vaya causando la bajada de peso.

Además, tu cuerpo necesita “comida real”. No es lo mismo que durante el día tengas diferentes fuentes de carbohidratos, grasas y proteínas de productos naturales, a que lo obtengas de procesados y comida basura. Y si te pasas con los famosos “cheat meals” no solo subirás de peso, sino que visualmente te verás más retenida e hinchada.

Si tienes conocimiento en el tema y ya sabes cuantas kcal necesitas para bajar de peso de una manera progresiva y como estructurarlo en macros y horarios perfecto, solo tienes que empezar e ir haciendo un seguimiento para considerar si los resultados van a tu favor.

Si no tienes ni idea, mi consejo es que te pongas en contacto con alguien que sepa cómo hacerlo y en quién confíes y vayas al camino rápido y seguro, pues esa persona te va a decir exactamente qué comer y a qué horas comer para conseguir tu meta!

¿QUÉ ES LO QUE SÍ TE AYUDARÁ A PERDER BARRIGA?

Ahora que ya sabes lo que no te va ayudar a perder la barriga, voy a contarte que es lo que SI TE VA A FUNCIONAR para conseguirlo.

Como te comentaba antes, lo que va a hacer que tu aspecto sea más limpio y que tengas la piel más pegada al músculo es mejorar tu composición corporal.

 ¿CÓMO PUEDES MEJORAR TU COMPOSICIÓN CORPORAL?

La ÚNICA manera, y repito, es la única manera que tienes para mejorar tu composición corporal es:

AUMENTAR LA MASA MUSCULAR Y REDUCIR LA MASA GRASA

Esto implica llevar un tipo de alimentación concreto y realizar algún tipo de entrenamiento con resistencias o cargas.

ESPERA UN SEGUNDO!!!! Que ya se lo que estás pensando…. Lo típico no?? No hace falta que me lo digas por que ya lo sé. Este mito que está tan arraigado en nuestras mentes y sociedad es el que te va a impedir sentirte completamente a gusto con tu cuerpo.

Ahí va:

Entrenar con cargas y llevar una alimentación enfocada a aumentar la masa muscular te va a hacer convertirte en una especie de HULKA.

NO SÉ SI REIR O LLORAR

En serio, ¿aún hay gente en el planeta que sigue pensando esto?

QUE ALGUIEN VENGA Y ME LO EXPLIQUE.

Resulta que tú ahora decides apuntarte a un gimnasio a hacer fitness o ejercicios con pesas y no se sabe si mañana, pasado o dentro de tres meses te vas a despertar con el cuerpo de un hombre hipermusculado.

MEJOR NO CORRER EL RIESGO ¿NO?

Claro para que vas a correr el riesgo, es mejor ir al gimnasio a hacer actividades dirigidas, que es más de chicas. Hay música, montón de chicas, una profe que te mete caña y encima te lo pasas bien, ¿Qué más se puede pedir?

Pues se puede pedir lo más importante, MEJORAS Y PROGRESOS.

¿No ves que puedes estar toda una vida haciendo actividades dirigidas sin ver ningún cambio? Si tú a tu cuerpo le das siempre el mismo estímulo no va a cambiar absolutamente nada.

Pero voy a centrarme en los 2 pilares fundamentales para mejorar tu composición corporal.

AUMENTAR LA MASA MUSCULAR

Tienes dos tareas que llevar a cabo para cumplir tu objetivo. Una es aumentar la masa muscular.

La manera más efectiva de conseguir esto es hacer un entrenamiento con cargas o pesas. Lo que en mujeres se llama tonificación y en hombres musculación, pero que viene a ser exactamente lo mismo. De hecho, pienso que hay un error de conceptos.

Cuando alguien dice que quiere estar tonificada, se refiere a que quiere tener, por ejemplo, un brazo firme y sin colgajo. Para eso tendrás que fortalecer tu bíceps y sobre todo tu tríceps que es el que está en la parte de atrás donde se acumula la grasa que cuelga.

Cuando estimulamos nuestros músculos en un entrenamiento con pesas lo que ocurre es que tus “músculos se rompen” (de manera coloquial), y después del entreno gracias a un descanso óptimo y una correcta alimentación este músculo se recuperará y se hará un poquito más fuerte. Así que por eso es necesario comer bien y descansar lo suficiente entre entreno y entreno.

¡Tu cuerpo tiene que estar totalmente recuperado y preparado para el siguiente!

Al igual que el brazo, trabajar tus músculos con pesas es la única manera de conseguir dar forma a tu cuerpo, conseguir un glúteo redondo y pomposo, o unas piernas fuertes y sin celulitis.

Mi consejo es que te apuntes a un gimnasio y empieces cuanto antes con una rutina de pesas adaptada a tu nivel, y sobre todo que te lo tomes como un estilo de vida porque los cambios no son inmediatos.

Depende del cuerpo que tengas  y del que quieras conseguir te va a llevar más o menos tiempo.

REDUCIR MASA GRASA

La única manera que tenemos de reducir la masa grasa es, como ya he dicho, gastar mas energía de la que consumo.

Gastamos energía con todas las actividades que realizamos a lo largo del día como hacer las funciones básicas vitales (respirar, digerir comida…), hacer deporte, caminar hasta el trabajo… etc.

El NEAT o “Non-exercise activity thermogénesis” es la actividad física que hacemos al día sin tener en cuenta el entrenamiento. Aumentarlo es una de las opciones para aumentar nuestro gasto calórico que en muchas ocasiones es superior al gastado durante el entrenamiento.

¿COMO PUEDES AUMENTAR EL NEAT?

Puedes aumentar el neat dejando de lado el sedentarismo.

Si tu trabajo está a una distancia de 30-45 min caminando, aprovecha y anda, sube y baja por las escaleras de tu casa o del metro en vez de utilizar el ascensor o las escaleras mecánicas, vete a hacer la compra andando, saca a pasear a tu perro más veces o durante más tiempo, no te quedes toda la tarde tumbada en el sofá y si trabajas sentada en una oficina aprovecha los tiempos de descanso para moverte, subir algunas escaleras o hacer sentadillas, ya de paso te estiras. Todas estas pequeñas cosas que por separado parece que no influyen pero si las juntas todas pueden superar la cantidad de calorías que quemas en un entrenamiento.

CONTROLAR LA ENERGÍA CONSUMIDA

Tienes que tener en cuenta que todo lo que entra por tu boca es energía. Solo hay un alimento que no tiene energía y es el agua.

Todo lo que comas tiene calorías, ósea que por esta conclusión todos los alimentos engordan, da igual que sea lechuga o pizza.

Pues sí, lo importante y lo que falla muchas veces es la cantidad de comida. Tú puedes estar comiendo alimentos sanos, pero si te pasas de cantidad a lo largo del día el recuento de todo lo que has comido puede ser superior a lo que has gastado.

También es muy importante que comas una cantidad suficiente de aminoácidos (proteína) para que tú cuerpo tenga los suficientes, y la recuperación del músculo tras el entreno sea exitosa.

Por eso necesitas tener un plan nutricional que se adapte a ti, conocer que cantidad de cada cosa debes comer y como puedes combinarlo.

Por mucho ejercicio que hagas y muchas calorías que gastes, si ingieres mas de lo que gastas no bajaras tu porcentaje de grasa.

En resumen, para que consigas perder barriga y reducir la grasa abdominal sin quedarte excesivamente delgada necesitas:

  1. Trabajar tu masa muscular: aumentar el musculo de tus piernas, glúteo, femoral, espalda, brazos, hombros…
  2. Llevar a cabo una ingesta adecuada de calorías y macronutrientes para que puedas eliminar la grasa que se encuentra entre la piel y el músculo y consigas un efecto visual más limpio y tonificado.

 

¿Cuál es tu zona conflictiva?

Desde mis 5 años de experiencia con mujeres he conseguido ayudar en muchas transformaciones.

LA PACIENCIA ES LA MADRE DE LA CIENCIA

Y me encantaría seguir haciéndolo con muchas de vosotras.

¡Por favor PREGÚNTAME! NO tengas vergüenza, yo también estuve ahí y tuve que invertir mucho dinero y horas de aprendizaje para conocer todo lo que se hoy en día.

¡Estoy aquí para ayudarte! Además me darás ideas para poder escribir más post y resolver a muchas chicas, que como tú, no sepan lo que hacer.

¡Te leo!

 

Pin It on Pinterest

Share This